Medicina Tradicional China: “Masaje terapéutico Tuina”. Paola Ochova Gallardo

Paola Ochova Gallardo

Cuando me adentré en el mundo de la Medicina Tradicional China conocí varias aristas; en general se sabe que utiliza un conjunto de técnicas curativas que sirven para armonizar la energía del cuerpo; dentro de estas técnicas las más conocidas quizás sean la acupuntura y la moxibustión, pero también utiliza plantas medicinales, una alimentación basada en el valor energético de los alimentos y técnicas de masajes. La Medicina Tradicional China, hoy por hoy, es una disciplina que poco a poco ha tenido cabida en “nuestro mundo”, dando la oportunidad a nuestros pacientes de conocer más sobre sus enfermedades.

Los orígenes de dicha medicina se remontan a casi 4.000 años y, como las demás técnicas de la Medicina China, el masaje Tuina no es la excepción. Este data desde las dinastías orientales, por lo que podemos ver es muy antiguo; en cambio, para los occidentales es nuevo y ha comenzado a ser parte o alternativa para muchos que están dolientes. El masaje terapéutico Tuina es una técnica que pasó de ser de automasaje, a una técnica curativa tanto para emperadores como para su séquito, que pasaban de batallas en batallas; así hasta lo que es hoy en día en China, es decir, una parte estructural de su medicina.

Masaje Tuina

Y si nos introducimos en esta rama de la Medicina Tradicional China, nos daremos cuenta que los orientales plantean que nuestro cuerpo no es sólo un organismo vivo, desde el punto de vista biológico, sino que es mucho más: para dicha Medicina somos energía circulante, desde nuestro cuero cabelludo hasta la punta de nuestros dedos de las extremidades inferiores.

Se trata de una energía que fluye por canales, los que se llaman canales energéticos. Éstos se intercomunican con nuestros órganos dando la información para que realicen sus funciones. 

Pero, ¿qué pasa cuando nos enfermamos? Para los orientales las enfermedades no son más que desequilibrios de estas energías, en donde encontramos un exceso, un déficit o un estancamiento de la misma. Entonces nos preguntamos, ¿cuál es el papel del Masaje Tuina en todo esto? Pues bien, es el protagonista principal. Primero, definimos que Tui Na o Tuina (Tuī Nǎ) significa empujar y agarrar; y corresponde a un masaje terapéutico que se basa en movimientos que se realizan sobre la superficie corporal por estos canales energéticos. Por lo mismo, este Masaje terapéutico requiere una evaluación previa del paciente similar a la semiología occidental, pero, con profundidad en la evaluación del qi (energía vital), la teoría de los cinco elementos, el estado del yin – yang, el examen del pulso y de la lengua, entre otros. Como masaje terapéutico trata, pues, primordialmente las patologías músculo esqueléticas, y es muy utilizado para tratar patologías pediátricas, ya que la acupuntura no es recomendada usarla en niños y con Tuina se logran los mismos resultados que con la acupuntura. Esto no excluye que también sea utilizado en patologías de otras ramas de la medicina occidental.

Sus beneficios son tan sorprendentes que puede corregir una postura corporal irregular, promover la recuperación del tejido blando, regular las funciones de nuestros órganos internos, reforzar nuestro sistema inmune, equilibrar nuestras energías (las que podrían estar estancadas, deficientes o exacerbadas) y calmar dolores.

Como decía Hipócrates: “Un hombre sabio debería darse cuenta de que su salud es su posesión más valiosa”. ¿Por qué no ser consciente de ello y hacernos cargo de esta posesión y cuidarla?

Tecnólogo médico, Anatomía patológica

Diplomada en Masaje Tuina básico y avanzado

Print Friendly, PDF & Email
Ir al contenido